Mark Wahlberg: Artista impredecible

0
430

[quote]

La variedad es un elemento constante, en la carrera de este divo que no se deja encasillar.

[/quote]

Dueño de una imagen radiante y una trayectoria ejemplar, Mark Wahlberg sigue sorprendiendo. La comedia para adultos “Ted”, donde comparte la pantalla con un impertinente oso de peluche, es el nuevo reto de un artista impredecible, cuya popularidad aumenta con el pasar de los años.

El último de nueve hermanos, Wahlberg nació el 5 de junio de 1971 en Boston (Massachusetts). Tuvo una juventud problemática, marcada por las drogas y pequeños crímenes que lo llevaron a la cárcel por 45 días. Esa experiencia lo impulsó a cambiar y emprender un camino de superación.

Gracias al apoyo de su hermano Donnie, quien se hizo famoso como miembro del grupo New Kids On the Block, Wahlberg incursionó en el mundo de la música pop. Con el pseudónimo de Marky Mark, debutó como cantante de rap, convirtiéndose pronto en una auténtica celebridad. Tras aparecer en una sonada campaña publicitaria para una marca de calzoncillos, Wahlberg abandonó su carrera discográfica y se dedicó a la actuación.

Algunos roles secundarios, fueron el preámbulo de su magnífico trabajo en “Juegos de placer” (Boogie Nights, 1997), donde retrató a una estrella de cine pornográfico. De ahí en adelante, siguió sumando éxitos en títulos como “Tres reyes” (1999), “La tormenta perfecta” (2000), “El planeta de los simios” (2001) y por supuesto, “Los infiltrados” (The Departed, 2006), que le valió una nominación al Oscar como mejor actor secundario.

La variedad es un elemento constante, en la carrera de este divo que no se deja encasillar. Ya consagrado en los géneros de acción y drama, Mark Wahlberg hace de las suyas en “Ted”, donde aprovecha la oportunidad para demostrar sus mejores cualidades cómicas.